7 de marzo de 2011

CARNAVAL

  El sábado acudimos al carnaval de Bielsa, un pueblicito del alto Aragón. Donde se celebra carnaval, desde hace muchos años, es de los pocos carnavales que nunca dejaron de celebrarse. Lo típico son los difrances de trancas y onsos. Van con pieles, osamentas, y cencerros. Ván detrás de las mujeres para saciar sus instintos primitivos, pues bajan de la montaña, de pasar todo el invierno. Y los Onsos van con un domador y acometen a la gente. Era digno de ver. A la ida tambien pasamos por Torre Ciudad, que es un santuario en el pantano del Grado.

1 comentarios:

María Pilar dijo...

Que susto, he pensado hay mi Pilar que se ha mutado por un bicho feo, jaja.
Las telas preciosas que rabia que no puedo hacer todo lo que tengo y me gustan todas. Un abrazo

Publicar un comentario